Todos deber sumar esfuerzos para apoyar la reconstrucción de nuestro país. La pandemia del coronavirus ha generado graves repercusiones en la economía ecuatoriana, provocando que la situación actual sea difícil para todos los sectores. Este lunes 13 de abril, participé junto a colegas y amigos empresarios, en el panel denominado “Crisis y Estrategia”, organizado por la revista Ekos. En este espacio tuve oportunidad de exponer mis ideas sobre como apoyar la reactivación económica, especialmente en el sector turístico, uno de los más afectados por la emergencia sanitaria mundial y uno de los principales motores de la economía nacional. Las principales instituciones de turismo del país han reportado que las perdidas podrían llegar hasta los 540 millones de dólares para este sector y que Ecuador dejaría de recibir alrededor de 100.000 turistas por mes. Se estima que solo en el sector hay 500.000 plazas de trabajo que pueden verse afectadas, debido a la paralización de actividades. Como empresario, comprometido con esta actividad que genera ingresos y produce valor agregado para el país, lo fundamental es mantener viva la operación. Hay que tratar de defender al máximo la liquidez de las empresas y para eso es necesario llegar a acuerdos entre todas las partes. El turismo beneficia a muchos sectores de la población de forma directa e indirecta y ayuda al encadenamiento productivo, para que se desarrollen otras actividades. La gran apuesta es saber cuándo arrancará la movilidad y con ella los viajes y emprender acciones para garantizar la subsistencia de esta actividad, mientras duren las medidas de distanciamiento social. Los invito a leer las principales conclusiones del panel en el siguiente enlace: Revista Ekos